El día que la rebelión ‘Occupy’ se hizo global

El pasado fin de semana las calles de ciudades en todo el mundo fueron tomadas para pedir el fin de los privilegios corporativos y de la injusticia social.

Un mes después de que las primeras demostraciones invadieran Wall St, el movimiento 'Occupy' se extiende globalmente. Este fin de semana, manifestaciones pacíficas tenían lugar desde Londres hasta Johannesburgo, y desde Ottawa hasta Tokio. En Roma, albotoradores atacaron a la policía con armas y explosivos caseros.

Sin embargo, los manifestantes no eran extremistas en su mayoría. En los campamentos alrededor del mundo, hay sindicalistas mezclándose con pensionistas. Los estudiantes marchan igual con oficinistas de traje que con anarquistas radicales.

El ímpetu que ha movilizado a una concurrencia tan diversa es el sentimiento de injusticia compartida. Con la economía congelada o en franco declive, los que más están sufriendo son los que tienen ingresos medios o bajos. Mientras que los salarios se reducen, las facturas se eleven, el desempleo se convierte en una seria amenaza o en una dolorosa realidad, y son esta gente – los así llamados 99% – que ven al 1% de ciudadanos ricos llevando unas vidas que parecen inmunes a los estragos de la recesión global.

Todo esto ha creado un sentido de cólera real y potente. Parte dirigida contravillanos imaginados: los banqueros, los fondos de riesgo, los políticos; cualquiera que parezca que se aprovecha de la miseria general. Pero lo más importante es la ira que apunta directamente contra el sistema mismo. Como una mujer americana de mediana edad le decía a un reportero: 'me siento atropellada por el capitalismo y la avaricia…'. Y en un mitin se oía: 'Se dice que el sistema esta quebrado. No, no lo está. Es así como fue construido. Está ahí para hacer a los ricos aun más ricos.'

En Bosnia, los manifestantes fueron todavía más lejos. La muchedumbre vistiendo camisetas del Che Guevara iba gritando por las calles de Sarajevo: 'Muerte al capitalismo…' protesta particularmente llamativa, tomando en cuenta que tan sólo hace poco más de dos décadas este país vivía bajo un régimen comunista.

Juego limpio

La lógica de la razón de ser del modelo occidental está siendo cuestionada como no lo había sido desde hace mucho tiempo. La idea siempre ha sido que la sociedad funciona como en un juego, donde todo el mundo sigue las mismas reglas. Juega bien y ganas. Juega mal y pierdes. Y es justo por lo que todo el mundo empieza con las mismas posibilidades de triunfar.

Pero no es así como funcionan las cosas realmente, dicen los manifestantes. Tan pronto como uno empieza a ganar el juego, éste empieza a cambiar las reglas – asegurándose de que nadie más pueda subir en la escala social detrás de él. Puede ser que todos estemos jugando el mismo juego – pero las cartas ya están dadas.

Tú Decides

  1. ¿Es el capitalismo justo o injusto?
  2. ¿Es útil organizar protestas para conseguir cambios políticos?

Actividades

  1. Diseña tu propia pancarta, ya sea a favor o en contra del movimiento'Occupy'.
  2. ¿Cambiarias las reglas de la sociedad si pudieras? ¿Como? Escribe tu una lista.

Unos Dicen

“Con todas sus faltas, el capitalismo es todavía la única respuesta”

¿Tú qué crees?

Atención Al Vocablo

Wall St
Centro tradicional de la industria financiera en los EE.UU. El equivalente en el Reino Unido es la City de Londres.
Occupy
Inspirado en el campamento de la Plaza Tahrir de El Cairo, en Egipto – los manifestantes de Nueva York han intentado crear un campo base permanente cerca de Wall St.
Salarios se reducen
Los trabajadores han visto sus sueldos congelados desde que empezó la crisis financiera en el 2007. Sin embargo, los precios han continuado subiendo (un proceso llamado inflación) lo que quiere decir que con el mismo salario ahora puedes comprar significativamente menos.
Che Guevara
Controvertido personaje Argentino que ayudo a fomentar la revuelta comunista Cubana de los 50. Se ha convertido en un símbolo de la revolución.